#Noticias

Redes de Observadores de Arismendi promueven ordenanza ambiental

 

Buscan normar las actividades domésticas, comerciales e industriales. Conforman las redes de observadores ciudadanos de Orpanac. Llevarán la propuesta el jueves a la alcaldía para su primera discusión.

Prensa Orpanac.-  Vecinos del municipio Arismendi se reunirán este jueves con la Cámara y la Síndica Municipal de su jurisdicción, para promover la reforma de la ordenanza de gestión ambiental vigente, que busca preservar y delimitar los espacios urbanos y el uso de estos.

A través de las redes ciudadanas, pertenecientes al Observatorio de Gestión Pública de Orpanac, los vecinos del sector Catalán se reunieron esta semana con los concejales para afinar la propuesta que será presentada para una primera discusión en la sede de la alcaldía de Arismendi.

Antonio Márquez, vocero del Consejo Comunal, explica que la iniciativa surge a raíz de la instalación de un silo cementero que para ellos constituye una amenaza a su salud. “La iniciativa, entre otras, propone medidas preventivas y correctivas para normar las actividades domésticas, comerciales e industriales que puedan afectar la calidad de vida y el equilibrio ambiental”.

La medida que se someterá a una primera discusión, de las dos previstas, afectará a los 28.309 habitantes que, según censo de 2009, moran en Arismendi. Los promotores de esta constituyen 150 familias sólo del sector Catalán. Para el Observatorio de Gestión Pública esto es un paso importante, porque es otro ejemplo de cómo la contraloría social repercute en una mejor gestión de todos los recursos.

De larga data

En la inmediatez, reitera Karelys Martínez, una de las vecinas, es buscar la convivencia y garantizar la salud pública. “En vista de que hemos sido víctimas de procesos irregulares que se suceden, queremos que la ordenanza tome en cuenta aspectos que van desde la quema de basura hasta la contaminación sónica. El lunes de esta semana, la directora regional del Ministerio de Ecosocialismo, Nathaly Verde, nos comunicó que el silo cementero haría una descarga, a pesar de que sobre esa empresa se levantan 5 paralizaciones emitidas por su despacho”.

Los vecinos acudieron a la síndica municipal de Arismendi, Rita Medina, quien les recordó que todas las empresas y actividades que se realicen deben ajustarse a derecho, por lo que el no contar con permisos para operar es una falta grave. El alcalde Alí Romero, dijo al equipo legal del Observatorio de Gestión Pública de Orpanac, que su despacho no ha dado permiso para esa actividad.

En sus averiguaciones, el Observatorio pudo constatar que existen cuatro órdenes de paralización preventiva del Ministerio del Poder Popular para el Ecosocialismo, por lo que los vecinos ven una solución en la aplicación de la ordenanza.

Please follow and like us: